martes

TODO EL TIEMPO DEL MUNDO

Manolo Otero apareció en el panorama musical español con esta canción, "Todo el tiempo del mundo", versión de la canción francesa "Soleil". Procedía del mundillo de los anuncios televisivos, y su voz grave y sugerente, a la vez que escasa, aconsejó interpretar recitados, más que melodías. Tuvo un éxito más que notable con esta canción y con otras del mismo corte, pero no duró mucho, y el ex marido de María José Cantudo emigró a América donde cosechó un relativo éxito.
"Hoy tengo tiempo,
tengo todo el tiempo del mundo,
para pensar en nosotros,
para pensar en ti … y en mi,
y en todas las pequeñas cosas
que nos rodeaban
y que entonces no comprendí.
Y es que aún te quiero,
si … te quiero … te quiero !
Y pienso en aquellas mañanas
y siento aún el calor
de nuestros cuerpos,
que entre las sábanas
formaban una cárcel maravillosa
de la que nos resistíamos a huir.
Recuerdo nuestro lenguaje
hecho de caricias y susurros.
Como te echo de menos
y cuanto te quiero …
Si Recuerdas? … Si.
Pero aquello acabó, como acaba todo,
casi sin querer, igual que
el río se pierde en el mar.
No, no … no fue culpa tuya ni mía,
pero con nuestro orgullo
perdimos mil cosas bellas.
Hoy tengo tiempo,
tengo todo el tiempo del mundo,
y cuanto más pienso, más te añoro
y más te deseo…
Y es que aún te quiero …
TE QUIERO … TE QUIERO !
Si Pero donde estás ?"